Espacios Espacios Espacios Espacios

27 may. 2017

[Reseña] Querido hermanastro



Este libro me llamó la atención desde que la editorial lo anunció por sus redes sociales y hasta ahora no he tenido la oportunidad de leerlo pero una vez que me hice con él en versión digital decidí empezarlo para ver como escribe la autora y si la historia era tan buena como yo quería que fuera después de que me picara tanto la curiosidad. Ahora que lo he terminado hay cosas que me han gustado y cosas que no pero me he llevado una buena sensación.

Stepbrother Dearest by Penelope Ward...I thought this was going to be a very predictable book. It wasn't!:
Querido hermanastro nos cuenta la historia de Greta, la cual vive con su madre y su padrastro. A su vida se incorporará Elec, su hermanastro que se ha visto obligado a instalarse con la nueva familia de su padre. Entre ellos no es que vaya a haber una relación civilizada, al revés, Elec no hará más que molestar a Greta y ella está harta de intentar comprender su actitud hacia ella. Lo que si comprende a la perfección es la atracción que siente por él cada vez que lo tiene cerca. Ambos comenzarán a tener sentimientos encontrados el uno por el otro pero un pequeño contratiempo tan solo les dará una noche porque luego no volverán a reencontrarse hasta años después... y las cosas habrán cambiado mucho.


Cuando los soltaron, Elec pasó de largo junto a Victoria y vino directo hacia mí.
—Vamos, no pienso dejar que te subas a su coche.
—¿Tú quién te crees que eres, tratando de llevarte a mi chica a tu casa?
—Yo soy su casa, imbécil.


Esta historia se divide en dos bloques bien diferenciados. El primero ocurre cuando ambos protagonista se conocen y tienen que convivir juntos a pesar de sus diferencias, descubriendo lo que sienten el uno por el otro. Luego pasarán siete años en los que Greta y Elec habrán madurado, tendrán su vida encauzada y sus sentimientos estarán más claros y afianzados que nunca. Ahora bien, de lo que me di cuenta fue de que la primera parte de la que os he hablado pasa demasiado rápida y fue el fallo de que todo el romance adolescente entre ellos ocurre en un suspiro y apenas me lo creí ya que el libro se centra principalmente en unos personajes mucho más mayores y como se enfrentan a esos años separados cuando los sentimientos siguen siendo los mismos y no en esta etapa. Sin embargo, todo esto se va en la segunda parte, ya que todo está más detallado por parte de la autora, lo que ha hecho que lo disfrutara mucho más. Todo está narrado completamente por el punto de vista de Greta pero llega un momento de la novela en la que, de alguna manera, podremos saber la forma de pensar de Elec y eso ha sido algo que le ha dado un toque más especial a la historia y me ha gustado.

Vayamos ahora con los personajes:
Greta, nuestra protagonista, está deseando conocer a su hermanastro, quien se muda unos días con ella, su madre y padrastro. Ella siempre ha querido tener un hermano y Elec va a ser lo más parecido que va a tener, sin embargo, la fama que le precede y la relación que tiene con su padre no le hace tener la máxima confianza en él. Y estaba en lo cierto, Elec no es para nada lo que ella esperaba ya que está más bueno de lo que Greta esperaba y su actitud es de lo peor. Este personaje, al principio, cuando comencé a leer me pasó que no hacía más que repetir los atributos físicos de Elec y lo guapo que era por lo que se me hizo un poco pesada. Además, la conocemos en su época más adolescente por lo que sus actuaciones son tales de esta edad por lo que muchas carecen de sentido. A pesar de esto, todo mejora conforme avanzan las páginas y podremos leer a una Greta mucho más madura y crecida, con las cosas más claras pero con los mismos miedos e inseguridades, algo que me ha gustado mucho.
Y nos queda Elec, el chico al que lo último que le apetece es tener que pasar una temporada en casa de su padrastro, al que odia, junto a su nueva esposa y su hija. Cuando llega allí, conoce a Greta, su hermanastra, a quien ve como un objeto débil y fácil de molestar e incordiar por lo que en eso se basará su diversión allí. Este personaje se puede decir que me ocurrió lo mismo que con Greta. Es el típico chico peleado con el mundo, con una actitud oscura al que no le importa nada ni nadie y que arrastra un pasado que le hace ser así. La autora quiso darle ese toque al principio a este personaje pero no lo consigue del todo ya que podría haber sido mucho más dura con él. Sin embargo, esto me ha gustado porque le da al personaje esa profundidad que nos hace ver que no es tan capullo como pretende y puede llegar a empatizar y encariñarse. Y otra cosa que me gustó mucho de él fue el gran desarrollo que tiene y el cambio tan drástico de actitud a lo largo de la novela y los años que pasan.


Elec se quedó tumbado a mi lado con la cabeza apoyada contra el cabezal. Aunque no me tocaba, estábamos muy cerca, en silencio, y podía notar el calor de su cuerpo.
Mis ojos se desplazaron por su pecho bronceado y sus abdominales de película, y el deseo empezó a encenderse en mi interior.


Al principio, no le eché mucha cuenta al número de páginas que tenía el libro, además de que lo estaba leyendo en digital pero me parecían pocas. Todo esto me pareció así por lo que os he contado antes de que todo me parecía que iba demasiado rápido dentro de la trama y conocíamos muy pocos detalles. Eso sí, no tuve ningún problema a la hora de leer este libro en el sentido de que se hizo muy ameno y hasta divertido en muchas partes. La autora sabe escribir de una forma que engancha desde la primera palabra hasta la última y no se hace pesado en ningún momento. Y luego, si me tengo que quedar con algo es con la historia de Elec y Greta en la segunda parte de la novela. Todo ocurre de manera pausada y volviendo a renacer entre ellos esos sentimientos que tuvieron hace años y que me han parecido muy bien expresados y plasmados.

Y por último, el final de la novela se va entreviendo conforme vas pasando las páginas pero, como mencioné más arriba, Elec tiene su parte especial dentro de esto y hace que no haya sido una forma de acabar convencional y típica de este tipo de historias. 

En definitiva, Querido hermanastro ha sido una historia de la que no esperaba mucho pero me llamaba la atención para querer leyendo y, aunque, en la primera parte de la historia me ha parecido todo muy precipitado esto cambia radicalmente en la segunda parte y se llega a disfrutar mucho más. 


¿Habéis leído este libro? ¿Lo leeréis? 😃
¡Dejadme un comentario y os leo! 💘💘

23 may. 2017

[Reseña] No es lo que parece



Haces unos días publiqué la reseña de la primera parte de esta bilogía (la podéis leer aquí) y, aunque no me terminaron de convencer algunas cosas si que me quedo la suficiente curiosidad para leer esta continuación y conocer a los nuevos personajes y su historia. Además, una de las cosas que me había gustado de En la puerta de al lado fue la forma de escribir de la autora así que me animé a leerla de nuevo. Ahora que lo he acabado he terminado con la misma sensación que antes o peor.

No es lo que parece nos cuenta, en esta ocasión, la historia de Tim, un chico perdido en la vida por las drogas y el alcohol, pero su objetivo es rehacerse para ser alguien mejor y merecedor de Alice, una de las hijas de los Garrets. Alice, por su parte, está más preocupada por los problemas que están pasando dentro de su familia que por los chicos, aunque, que Tim esté siempre ahí para ayudarla en lo que sea y, además, la reconforte en más de una ocasión hace que lo vea con otros ojos. Sin embargo, a la vida de Tim llegará un imprevisto que lo pondrá todo del revés y hará que la confianza sea el elemento principal de su "relación" con Alice si quiere que todo salga bien. 


—¡Alice! —Grita Andy desesperada—. Ya sabía yo que esto no me iba a quedar bien.  —Se asoma por la puerta con un vestido que le he prestado cuyo delantero le queda grande—. ¿Cuándo dejaré el club de las tetas diminutas? A ti  te crecieron antes de cumplir los trece. —Parece molesta, como si yo gastara la talla de pecho más grande de la familia y fuera la última disponible.
—¿El club de las tetas diminutas. —Duff se echa a reír—. ¿Y quiénes son los socios? Seguro que Joel y Tim.


Me animé a leer este libro porque, como dije en la reseña de su primera parte, una de las cosas que más me gustaron (a pesar de sus fallos) fue la forma que tenía de escribir la autora. Y con esto en mente le di otra oportunidad a esta historia para ver si esta mejoraba con respecto a la anterior. Además, tenía el aliciente de que la pareja del primer libro aparecería como personajes secundarios y quería reencontrarme con ellos. Sin embargo, me ha vuelto a pasar lo mismo que antes. La pluma de la autora ha vuelto a cautivarme de una manera muy adictiva pero la historia sigue teniendo los mismos fallos que la anterior, lo que me ha hecho disfrutarla mucho menos. A esto le añadimos que la pareja de este libro no ha llegado a convencerme y a los protagonista había veces que no los comprendían en absoluto, como si la autora le hiciera hacer cosas que luego no sabía explicar porque lo hacen, lo que me ha llegado a confundir mucho. Luego, a diferencia del otro libro, este está contado desde la perspectiva de ambos personajes los que nos deja la ocasión de poder conocerlos a ambos y adentrarnos en sus pensamientos en todo momento.

Ahora les toca el turno a los personajes:
Tim, el chico de la novela, es una bala perdida que no hace con su vida más que beber y drogarse. Es la vergüenza de la familia y por ellos su padre le da un ultimátum en el que o cambia radicalmente o se queda sin los ingresos que está recibiendo. Esto hace que Tim habrá un poco los ojos, además de que se cruce con Alice, de quien queda prendado desde el primer momento. Por ella quiere ser una mejor persona y empieza dejar de beber y las drogas, además de trabajar en la ferretería de los Garrets. Este personaje ha sido de lo único que ha vuelto a enamorarme de esta historia ya que me ha parecido muy dulce y con un trasfondo muy bueno. Ya me quedé con muchas ganas de conocer a este personaje en su primera parte y poder leerlo ha sido toda una sorpresa porque el desarrollo que tiene es impresionante ya que la evolución que se va produciendo a lo largo de las páginas es muy evidente. Y, también, para la edad que tiene me ha parecido muy maduro por todos los pasos que dan con los problemas que se le van presentando. 
Y luego tenemos a Alice, la otra protagonista de la historia, que estudia enfermería e idolatra a toda su familia. Para ella, los Garrets son lo primero y más ahora, después de un grave problema que ha pasado y que la ha dejado a cargo de todos sus hermanos. No quiere involucrarse con ningún hombre que la aleje de su poder de controlar todo lo que pasa a su alrededor y que todo salga según lo que ella a previsto, pero ella no contaba con la insistencia de Tim y puede que sus muros caigan. Este personaje, al contrario que Tim, no me ha convencido en absoluto. Todos los pasos que iba dando a lo largo de la novela, para mí, no tenían ni pies ni cabeza y no hacía más que avanzar para luego retroceder el doble. No me he sentido identificada en ningún momento con ella y me esperaba mucho más. Además, me ha parecido bastante plano y sin una historia de fondo que la respaldara para poder justificar ciertas cosas.



Se acerca un poco más a mí. Huele a lo que siempre he pensado que olería Hawái: fresco y dulce, a tierra, sol y mar, todo mezclado. Un olor cálido.


El libro no es que sea corto precisamente pero en este caso sí que no me ha parecido pesado desde el principio ya que la trama te atrapa desde el primer momento gracias a un giro que tiene que hace que lo cambie todo y muchas de las cosas tengan que replantearse. La historia tiene muchas cosas que mejorar, más de las que me gustaría porque la idea es buena, pero la autora no ha sabido sobrellevarla y la pareja principal tiene muchos huecos y pasos hacia delante y hacia atrás que no me he llegado a creer y que al ocupar toda la historia hacen que esta decaiga más de lo necesario. Hay partes que si me han llegado a gustar pero me pesan más los otros momentos. Y la autora tiene otro libro a parte de esta bilogía y por ahora no creo que lo lea porque estoy saturada de su tipo de historias pero en un futuro puede que le de otra oportunidad por si ha mejorado.

Y por último, el final de la novela, en líneas generales, me ha parecido una buena forma de terminar esta historia pero tampoco es que me haya entusiasmado y enternecido. Para mi gusto me han faltado algunos detalles que hubieran terminado de cerrar la trama de una forma mucho mejor y que hubiera sido bueno para terminar con otras sensaciones.

En definitiva, No es lo que parece es una novela de la que esperaba una mejora con respecto a su primera parte pero me he encontrado con los mismos fallos, una pareja mucho más floja y ciertas cosas que la autora no ha sabido desarrollar que no me han convencido. Realmente, no la recomiendo demasiado si la primera parte no te gustó o no la disfrutaste lo suficiente.


¿Habéis leído estos libros? ¿Y a la autora? 😊
¡Dejadme un comentario y os leo! 💕💕